Barcelona, y los turistas del MGIMO

- 23/08/10
Categoría: Urbanas | Etiquetas:
Imprimir Imprimir


Hoy me reuní en Barcelona con tres excondiscípulos. A primera hora de la noche terminamos celebrando en la terraza de Casa Fuster ―la mejor de la ciudad― lo que nos convocaba: los veinticinco años transcurridos desde aquel día de otro mundo en que nos matriculamos en el Instituto Estatal de Relaciones Internacionales de Moscú (MGIMO).

Dos de ellos y sus familias venían por primera vez a la ciudad ―uno lo hizo desde Bruselas; el otro desde Moscú; (el tercero viajó desde Praga, pero no era su primer viaje acá)― y ello me obligó a enseñarles ciudad por la que camino cada vez menos, más allá del perímetro de Gràcia.

Ya saben: rodear el adefesio que es el Templo expiatorio de la Sagrada Familia y contar la historia de Antoni Gaudí, ese personaje de Chéjov sin Chéjov que lo retratara; atravesar el Eixample y vindicar la obra de Ildefons Cerdà, un tipo que me cae de puta madre; pasear por el Barrio Gótico callándome que es una invención moderna de bastante mal gusto; admirar las columnas del Templo de Augusto escondidas en un patio de luces; detenernos en la Plaza San Jaume y dedicar cinco minutos a la conspicua política de esta región de España; asomarnos a la Plaza Real, ¡asco de plaza!; subir por las Ramblas cuidándome de que mis invitados no fueran robados; comer en el Qu & Qu de Passeig de Gràcia ―me pareció apropiado para quienes paseábamos con seis niños pequeños y acerté― y subir por fin a los Jardinets de Gràcia para acabar rindiéndole pleitesía al Marqués de Cáceres con el mar al fondo, el Tibidabo a la espalda y el cielo al alcance de la mano.

Fui turista por un día, pues. Que también lo es hoy un cicerone. ¡Y de qué amigos!

Esta ciudad jovial que se parece más a, no sé, Arenys de Mar o Sitges que a una capital de provincia no está mal, oigan. ¡Hasta buen equipo de fútbol tiene!

Esta preciosa maqueta que sabe esconder sus mentiras sin los sobresaltos de Emma Bovary observa con codicia los avioncitos que buscan –uno tras otro― el camino de El Prat. No es una ciudad: es una gran alfombra que cubre sus miserias. ¡Con cuánto mimo lo hace, madre mía! ¡Con qué eficacia!

Bien pensado, va y me animo a volver a vivir aquí.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0
© www.eltonodelavoz.com

5 Comentarios en “Barcelona, y los turistas del MGIMO”

  1. 1 Orwell dijo a las 2:01 am el 23/08/2010:

    Solamente para decir algo antes de que Nombre busque algun absurdo angulo de critica sobre lo que ahora escribio Ferrer bueno o no: Nombre tirate delante de una guagua o un subway y dejanos el oxigeno a nosotros…

  2. 2 Nombre dijo a las 6:20 pm el 23/08/2010:

    ….no te preocupes ,ya aprendi la leccion…yo estaba equivocado y no me habia dado cuenta de lo inteligente y hermoso que es todo lo que aqui se escribe…el señor ferrer siempre tiene la razon como asi lo demuestran los comentarios de sus geniales seguidores…sus comentarios me han hecho ver la luz como si de la palabra divina se tratara…a partir de ahora me siento una persona mejor gracias a sus criticas y comentarios y reniego de mis antiguas ideas….que ardan en el infierno todos los comunistas que se atrevan a criticar este blog y que se atrevan a no estar de acuerdo con lo que aqui se dice…amen

  3. 3 Al General dijo a las 8:23 pm el 23/08/2010:

    Del limón que me tiraste
    Aprendí a hacer limonadas
    Con lo verde dulce leche
    Y con el zumo empanada

    Ayer pasé por tu casa
    Y me tiraste un huevo
    El huevo me dio un almuerzo
    Pa’ la comida no hay nada

    Ayer pasé por tu casa
    Ando tirando merienda
    El que no roba no come
    Aquí lo que hace falta es Jama!

  4. 4 nestor españa dijo a las 10:00 pm el 23/08/2010:

    Con permiso de Ferrer…esto no tiene desperdicio…..

    jueves 19 de agosto de 2010Carta de Condoleezza Rice a Hugo Chavez

    CARTA DE CONDOLEEZZA RICE

    Sr. Presidente de Venezuela, Hugo Chávez:

    Había estado esperando mi salida del gobierno, a que transcurriese un tiempo prudencial para enviarle esta misiva. Aunque desde el punto de vista geopolítico sus expresiones desconsideradas contra mi persona fueron deleznables, por lo cual no fueron respondidas oficialmente, no puedo negar que me produjeron malestar.
    Ningún ser humano puede dejar de molestarse cuando alguien se refiere a él o ella en términos procaces y desconsiderados. En el caso que nos ocupa ello estaba magnificado por el hecho de que:

    (1) usted era el presidente de un país con el cual mi país tiene relaciones diplomáticas
    (2) usted violó el viejo dicho español que reza: “a la mujer, ni con el pétalo de una rosa”y,
    (3) sus comentarios tenían un componente racista que en mi país es ya definido como “politicamente incorrecto”, pero que usted aún practica con entera impunidad en el suyo.

    Se refirió usted a mis escasa cultura y a una pretendida atracción que yo sentiría por usted. En primer lugar, debo decirle que anoche tuve el honor de tocar con la Orquesta Sinfónica de Filadelfia, como solista, el concierto número 20 para piano de Wolfang AmadeusMozart, K.466 (sabe usted el significado de K.? No lo creo). Soy una de las más destacadas concertistas no-profesionales de los Estados Unidos. Estudié piano al mismo tiempo que me graduaba de politóloga en la Universidad de Denver. Y usted, Sr. Chávez?

    Me dicen que aparte de haber sido un estudiante mediocre de la Escuela Militar de Venezuela, aparentemente el refugio de quienes no dan la talla en la universidad, usted no tuvo otra educación formal. Parece ser que ello es la razón por la cual insiste en que 8×7=52 y que el hombre llegó al planeta Tierra hace 2000 años. Sin olvidar que su ortografía parece dejar bastante que desear. Sus pomposas citas son cursilonas y con frecuencia inexactas. Fíjese que solo es ahora que le digo esto, ya que jamás le hubiera echado a usted en cara su incultura y patanería, a no haber mediado su agresión a mi persona.

    En segundo lugar, no creo que sentiría atracción por alguien como usted. No me refiero a su aspecto físico, el cual ciertamente no es de concurso sino, digamos, simplemente sub-standard. Me refiero a sus maneras, a la pobre calidad de su lenguaje y a la agresividad que muestra hacia el sexo femenino. Estoy informada de su manera de tratar a su ex-esposa, hasta en público, de sus ofertas machistas por televisión acerca de ‘darle lo suyo” y de la violencia que usted utilizó contra las mujeres con quienes tuvo relación en el pasado. Afortunadamente hoy no se le conoce relación con fémina alguna, excepto alguna que otra zalamería ocasional hecha a algún travestís brasileños. Por ello no podría sentir atractivo alguno por alguien que, más bien, me causa repulsión. Tampoco me sentiría muy a gusto con alguno de sus acólitos, llámese Cabello o Istúriz, apenas marginalmente más aceptables.

    Usted se mofó de mi nombre, Condoleezza, relacionándolo con condolencias y tristeza. No es tal cosa, Sr. Chávez. Mi nombre es derivado de la expresión musical italiana “con dolcezza”, es decir, con dulzura. Se lo explico porque es evidente que sin esa explicación usted no tendría la menor idea de su verdadero significado. Los idiomas no son su fuerte, como lo recuerdo bien de su intento de insultar al Presidente Bush en una curiosa versión del idioma Inglés, algo que sonaba como “iu ar a donki”.

    He tenido la suerte de llegar a los más altos niveles del gobierno de mi país debido a mi formación intelectual. No me hice notoria liderando un golpe de estado sangriento que dejó más de 200 venezolanos muertos, algo de lo cual usted se ha jactado, al decir “yo si estuve en un golpe, echando plomo de verdad”. En mi país generalmente (hay excepciones) la gente intelectualmente sólida entra al gobierno buscando reconocimiento y no tiene necesidad de robar. Entiendo que en regímenes como el suyo, ustedes llegan al poder sin muchas credenciales intelectuales y lo usan para enriquecerse o, como dicen algunos, “para comer completo”. Fíjese que no compartimos filosofías de la vida y que mientras yo toco a Mozart con la Orquesta Sinfónica de Filadelfia usted canta rancheras mexicanas a capella, es decir, a palo seco. Mientras yo doy conferencias en las universidades usted cuenta sus peripecias peristálticas, sus retortijones en un túnel.

    Bien, creo haber puesto las cosas en su sitio. Usted ha elegido su camino, junto a los estados forajidos y grupos terroristas y narcotraficantes del planeta. Esa ha sido su decisión. Pero ella lleva consigo responsabilidad indelegable. Usted ha podido ser un discipulo de Mandela y eligió ser un discípulo de Mugabe. Ha podido sentirse orgulloso de Jose Maria Vargas y decidió sentirse orgulloso de Ezequiél Zamora. Usted eligió su camino. Su régimen terminará, como decía T.S. Eliot (un poeta de mi país, Sr. Chávez) acerca del fin del universo: “no con una conmoción sino con un susurro”. No tendrá donde esconderse.

    Atentamente,
    Codoleezza Rice

    Traducción de Gustavo Coronel. Agosto 2010 , .

    (Tomado de http://chiquitamala.blogspot/.)

  5. 5 How to Treat Kidney Stones with Natural Home Remedies dijo a las 11:47 am el 30/08/2011:

    I think this is among the most vital info for me. And i’m glad reading your article. But wanna remark on few general things, The site style is wonderful,


Deje un Comentario