- El Tono de la Voz - http://www.eltonodelavoz.com -

De cómo Cuba protagonizó la primera protesta callejera en el Moscú soviético

[1]

El fotógrafo y blogger Rustem Adagamov avisa de un episodio [2] que cuela a Cuba de rondón en la historia de las protestas callejeras en la URSS. La historia de esas contestaciones es breve, como es sabido. Aun con «deshielo» el régimen posestalinista ejerció un control totalitario sobre los espacios públicos y apenas en cinco ocasiones se vio salir a ciudadanos a las calles en acciones que no habrían sido autorizadas por el gobierno. De ellas, tres fueron protagonizadas por disidentes, la más conocida la Protesta de los Siete [3], cuando otros tantos valientes protestaron en la Plaza Roja contra la intervención en Checoslovaquia.

Según Adagamov, el 18 de abril de 1961 se produjo el primero de esos salpafueras en la URSS postbélica. Y la pizpireta Cuba estaba en medio. Fue una protesta masiva frente a la embajada de los Estados Unidos en contra del desembarco de la Brigada 2506 en las arenas de Playa Girón. Las simpatías que despertaba la Cuba protocomunista eran notables entonces. Lo eran en Occidente y también, figúrense, en la URSS.

[4]

Adagamov, uno de los más influyentes bloggers de Rusia [5] y activo valedor de las protestas contra el gobierno de Putin que se están viviendo en Moscú, se ha ocupado de rastrear las manifestaciones de protesta en tiempos soviéticos y sostiene que esta fue absolutamente espontánea. Y aun cuando me cuesta concebir que lo fuera de veras -véase el pathos “partidista” de la primera imagen-, es posible que lleve razón a la vista del despliegue policial que los jefes del KGB se vieron obligados a montar para enfrentarla.

[6]

Con todo, lo cierto es que en la historia de las relaciones entre la URSS y Cuba, esa isla que tanto se ufana de su excepcionalidad estuvo implicada en la primera ocasión en que se vio sacar a la caballería a las calles del Moscú postbélico para poner freno a multitud armada de carteles y gritos de protesta.

¡Fíjate tú, amigo de la excepcionalidad cubana [7]!

(Las fotografías que incluyo aquí, todas cortesía de Drugoi, el blog de Adagamov [8], son obra de James Whitmore [9] para LIFE, las dos segundas, y de una agencia soviética, la primera.)